Van correteando las nubes 

por los cielos infinitos 

suaves, de algodón 

persiguiéndose como niños chicos. 

Se juntan, se besan, se abrazan 

se separan, se deshilachan 

desaparecen, se vuelven a juntar 

formando formas extrañas. 

Envuelven los picos de las montañas 

como si bailaran en una hoguera 

preparando el aquelarre 

tal vez alguna tormenta. 

Brilla el sol sobre ellas 

formando pareidolias 

con la mente se juega 

a imaginar cualquier cosa. 

Borreguitos, corazones 

caras extrañas 

animales de cualquier forma 

monstruos, hadas

Hipnotizan al mirarlas 

poniendo en marcha la imaginación 

esa, tiempo ha olvidada 

como si fuéramos chicos 

todo imaginación. 

Esos tiempos 

con un palo un caballo 

un barquito con un papel 

una espada de una rama… 

No te olvides de ser ese niño 

que tiempo ha encerraste 

bajo tu dura coraza 

deja que aflore su alma. 

Toni Oliver 

Deja un comentario

Abrir chat
1
¿Cual es tu información o denuncia?
GRUPO PERIÓDICO DE BALEARES, tan pronto nos resulte posible, será atendido, gracias.