Agentes de la Policía Local de Santa Eulària des Riu han levantado acta por infracción de las Ordenanzas Municipales a la persona responsable de una fiesta privada que se celebraba la noche pasada en la zona de Can Pep Simó y que provocaba molestias a los vecinos. Además, se tuvo que advertir a la persona identificada de que una negativa a cesar la música provocaría su sanción por desobediencia.

En la intervención se acudió una primera ocasión sobre las 23:15 horas a requerimiento de los vecinos por las molestias que generaba la vivienda con música muy alta. Al llegar la patrulla, uno de los alertantes informó de que el ruido había cesado cinco minutos antes por lo que se informó a la persona de que volviese a comunicar con la central si se repetían las molestias. 

Sobre las 01:00 se volvía a comisionar una patrulla al mismo lugar ya que se habían recibido nuevas llamadas de los vecinos. En esta ocasión se pudo comprobar que, efectivamente, se estaban produciendo molestias por el alto volumen de la música. Los agentes requieren a una persona, que se identificó como responsable de la fiesta, a que bajase la música de forma inmediata. Ante las reiteradas negativas de esta persona, se le informa de que se le sanciona por infringir la Ordenanza de Convivencia Ciudadana por el alto nivel de ruido pero que, además, si se niega a apagar la música también se le abrirá expediente por desobediencia. Finalmente, el interesado acepta apagar la música no volviéndose a registrar llamadas por molestias desde la misma vivienda.

Acerca del autor de la publicación

REDACCIÓN

Abrir chat
1
¿Cual es tu información o denuncia?
GRUPO PERIÓDICO DE BALEARES, tan pronto nos resulte posible, será atendido, gracias.
A %d blogueros les gusta esto: